opinion-articulos

Lo que necesitas saber sobre las finanzas de empresas innovadoras

El Colegio, en colaboración con Banco Sabadell, organiza un ciclo de talleres para emprendedores

En colaboración con Banco Sabadell, la Comisión Financiera del COEV acaba de celebrar un ciclo de talleres para emprendedores en los que Ángel Buigues, BStartup Advisor en la Dirección Territorial Este de la entidad financiera, abordó las principales cuestiones relacionadas con las finanzas de las empresas innovadoras. Esta iniciativa se enmarca en el acuerdo de colaboración entre ambas corporaciones, vigente desde hace ya algunos años, en virtud del cual los colegiados disfrutan de unas condiciones ventajosas en determinados productos y servicios financieros de Banco Sabadell.

En la presentación del ciclo, Francisco Duato, copresidente de la comisión, recordó que "una de las inquietudes que tiene nuestra corporación es apoyar a los emprendedores, ya que muchos de ellos son economistas, mediante la realización de distintas acciones de formación e información".

La primera jornada, celebrada el 23 de marzo, se centró en las alternativas de financiación existentes para las empresas innovadoras. Buigues definió a la startup como una "compañía innovadora, normalmente con un fuerte componente tecnológico, creada para buscar un modelo de negocio escalable y aún no del todo probado". Son compañías con elevado ratio de mortandad, pero que, en caso de salir adelante, los retornos de inversión pueden ser muy elevados gracias a la potencial escalabilidad de su negocio. En sus etapas iniciales, se suelen financiar con inversores privados que asumen el elevado riesgo a cambio de los hipotéticos beneficios, además de con ayudas públicas. Si superan la etapa de lanzamiento, en las de crecimiento y madurez ya tienen acceso al capital riesgo, la banca comercial y los mercados financieros.

Las fuentes de financiación habituales de un emprendedor son sus propios recursos y el de familiares y amigos, y la financiación pública, que en España encabezan ENISA, CDTI, algunas iniciativas autonómicas y las Sociedades de Garantía Recíprocas. En cuanto a la financiación privada, además de las sociedades y fondos de capital riesgo, existen inversores particulares que, en algunos casos, participan en forma de coinversión con otros business angels, de forma más profesionalizada (redes de inversión). Estos aportan, además de capital, conocimiento, contactos y confidencialidad.

También existen centros de apoyo y localización física de empresas innovadoras en universidades, CEEIs, parques científicos y tecnológicos, además de aceleradoras o incubadoras: instituciones públicas o privadas para impulsar startups mediante programas basados en convocatorias, con un plazo de tiempo estipulado. Estos programas incluyen mentorización, formación intensiva y apoyo para encontrar la inversión necesaria.

Muchos proyectos emprendedores se financian mediante crowdfunding, o micromecenazgo, pequeñas aportaciones de muchos particulares. "Personas con dinero que confían en personas con ideas y juntos trabajan para sacar un proyecto adelante".

 Para ello, se apoyan en las muchas plataformas digitales que están proliferando en Internet. Si se consigue la cantidad necesaria para desarrollar el proyecto, los interesados reciben una gratificación predefinida a cambio de la donación.

El segundo taller, que tuvo lugar el 30 de marzo, se centró en el marco normativo y regulatorio de las startups.

A las startups, explicó el responsable de Banco Sabadell, les conviene contar con un "pacto de socios", un documento consensuado por todos los integrantes fundadores del equipo donde se arbitran las medidas a adoptar en caso de aparición de conflicto o situaciones inesperadas en el futuro.

Buigues también detalló en qué consisten las ansiadas rondas de inversión, "el proceso mediante el cual una empresa capta nuevo capital de inversores, y no solo el capital fundacional, sino también capital ya existente que pasa de un socio a otro. En este proceso, se da entrada a nuevos socios que adquieren una parte del capital social de la empresa y, por tanto, parte de su control".

El ciclo se cerró el 6 de abril con un taller dedicado a conocer dos proyectos emprendedores de éxito, con dos perfiles innovadores muy diferentes, así como la experiencia de sus fundadores en el desarrollo de las compañías.